¿Cuánto ganó Starbucks por el error de GoT?

El domingo 5 de mayo se liberó el cuarto episodio de la última temporada de Game of Thrones bajo el título “The Last of the Straks”. Después de una larga lucha contra los white walkers y en la que resultaron ganadores (aparentemente), los personajes principales comienzan a armar su estrategia de combate. Ahora es contra Cersei Lannister, quien ocupa el Trono de Hierro en Desembarco del Rey y pretende aniquilar a todos con un poco de fuego valyrio.

De este modo, los hermanos Stark (Arya, Sansa y Bran) junto a Jon Snow, Daenerys Targaryen, Jaime y Tyrion Lannister, Varys, y más, están reunidos en Winterfell para organizar su plan de combate. En una de sus reuniones, aparece la khaleesi sentada, y frente a ella está lo que parece ser un vaso desechable de Starbucks.

Está de más la explicación del error y la precisión histórica. Sin embargo, representa uno de los muchos errores de una serie tan grande como es Game of Thrones. De hecho, algunos de los involucrados dijeron que si el público cree que eso es grande, para ellos está bien porque hay cosas peores…

Ahora bien. La memiza no se hizo esperar ni las burlas. Incluso, Starbucks se subió a la conversación con algunos mensajes e imágenes de Daenerys como empleada de la cadena. HBO editó el video y borró el vaso para luego revelar que ni siquiera se trataba de un vaso de la marca de Starbucks, sino de uno de los que ocupan en el staff. De acuerdo con algunos medios, el té (ni siquiera es café) es de un local de Banbridge, Irlanda del Norte, donde estaban filmando. 

Game of Thrones es un fenómeno de la televisión que ha logrado en sus ocho temporadas, mantener su nivel de audiencia con algunas alteraciones. De este modo, anunciarse en la serie costaría millones de dólares. Por ejemplo, “The Last of the Straks” tuvo más de 11 millones de espectadores, dos por ciento menos que el pasado titulado “The Long Night”. Sin embargo, HBO no firma con anunciantes. No hay comerciales, pero muchas veces se anuncian con productos salidos en las producciones como ropa, automóviles, café y hasta espacios.

Starbucks es una marca internacional que sobresale de entre las demás por una sencilla razón: no “invierte” en su publicidad. No hay comerciales de Starbucks en la televisión, por ejemplo, su publicidad atiende a necesidades de estatus social. Por eso en muchas películas, algunos personajes salen comprando una bebida de esta marca… publicidad sin necesidad de definirse así.Esto fue lo que sucedió con Game of Thrones pero sin planearlo, sin “esconder” este detalle como si se tratara de un mensaje un tanto subliminal que se advierte no de manera consciente. ¿Cuántas marcas no habrían querido publicidad gratis que le dieran de ganancia más de dos mil millones de dólares?