Les contamos porque la música es clave de la felicidad

Los conciertos son mejores que el Yoga o comer bien

Les contamos porque la música es clave de la felicidad

Los conciertos son mejores que el Yoga o comer bien

Si alguna vez te preguntaste qué efecto en tu vida tiene asistir a un concierto –más allá del placer que puedes obtener, las anécdotas y acaso incluso las frustraciones– este estudio te puede ofrecer algunas respuestas.

De acuerdo con una investigación reciente, pasar al menos 20 minutos en un acto musical de ese tipo incremente hasta en un 21% la percepción subjetiva de bienestar, lo cual, de sostenerse, es capaz de incrementar la esperanza de vida hasta en 9 años. Es decir, ayuda pero sale en una lana

El estudio se llevó a cabo con un grupo de voluntarios en los que se examinó su estado general de salud, tanto física como mental, con exámenes cardiacos y psicométricos y a través de tres distintas actividades: salir a caminar con un perro, practicar yoga y la ya dicha asistir a un concierto.

Les contamos porque la música es clave de la felicidad

De acuerdo con las mediciones realizadas, las personas que acudieron a una presentación musical incrementaron en un 25% su percepción de autoestima y cercanía emocional con otras personas, y en un 75% su estimulación mental. En conclusión: Asistir a un (buen) concierto tiene efectos en tu autopercepción y en tu inteligencia por estimulación mental, en pocas palabras para ser más felices e inteligentes o nos hacemos de gustos más económicos o le vamos entrando a la deuda musical… una de dos.

La investigación fue dirigida por Patrick Fagan, profesor en la Universidad Goldsmith de Londres, y estuvo auspiciada por O2, una de las compañías de telecomunicaciones más importantes en el Reino Unido y que posee también una división encargada… de organizar conciertos.

Sea como fuere, los datos pueden al menos animarte a experimentar contigo mismo y preguntarte si, efectivamente, después de uno o muchos conciertos te sientes mejor contigo mismo, con quienes te rodean y con tu vida en sí.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here