Oxford y AstraZeneca buscan a Rusia

Oxford y AstraZeneca buscan hacer una vacuna mejorada

La compañía británica AstraZeneca anunció que comenzará a reclutar personas mayores de 18 años para participar en ensayos clínicos que combinarán la vacuna que desarrolla junto con la Universidad de Oxford con la vacuna rusa Sputnik V, producida por el Instituto Gamaleya en Moscú.

El objetivo de combinar las dos vacunas es ver si de ese modo se incrementa la respuesta inmunitaria y mejora la protección frente al SARS-CoV-2, el virus que causa la covid-19.

Según le informó la empresa a la BBC, los ensayos se llevarán a cabo en Rusia, pero aún no está claro cuándo comenzarán o en cuánta gente se probará esta inmunización.

“La colaboración científica con el Instituto de Investigación Gamaleya es importante para explorar el potencial de la combinación de vacunas para desbloquear sinergias en cuanto a la protección y accesibilidad”, señaló AstraZeneca en un comunicado de prensa.

Según la agencia de noticias Reuters, es probable que la medida sea interpretada en Moscú como un voto de confianza —largamente esperado— de un fabricante occidental a la vacuna Sputnik V.

De acuerdo a los científicos de Gamaleya, los ensayos —que aún siguen en curso— han demostrado una eficacia de más del 90%, un porcentaje más alto que la propia vacuna de AstraZeneca, similar a las estadounidenses Pfizer y Moderna.

La vacuna de Oxford, desarrollada en conjunto con AstraZeneca, y la vacuna Sputnik V son similares, porque ambas contienen material genético de la proteína en forma de espiga del SARS-CoV-2.

Funcionan de manera diferente a la vacuna Pfizer-BioNTech, que ha sido aprobada en Reino Unido, Canadá, Bahréin, Arabia Saudita y recomendada para su aprobación por expertos en Estados Unidos.

Algunos científicos en Occidente han manifestado preocupación por la rapidez con la que Rusia dio el visto bueno para ofrecer la vacuna a escala masiva antes de completar sus pruebas de seguridad y eficacia.

Hay que recordar que Rusia fue el primer país en registrar una vacuna contra la covid para usar en caso de emergencia en agosto, a pesar de que en ese entonces solo había puesta a prueba en un puñado de gente. Actualmente, la vacuna se ofrece en Moscú como parte de una campaña de vacunación masiva sin muchos efectos negativos registrados, contrario a lo que se ha visto en otras vacunas.